24 de marzo de 2016

Michelle Obama convertida en sensación de las redes sociales


Por Humberto Acciarressi

Con el marco de la visita del presidente de los Estados Unidos y durante varias horas, el TT de Twitter fue -inesperadamente- Michelle Obama, la tercera mujer más admirada de su país y para colmo más popular que su esposo de acuerdo a Gallup. Carismática y muy bella, por las repercusiones en las redes sociales los argentinos parece que han descubierto que además tiene una inteligencia descollante y una oratoria perfecta, durante una emocionante charla de veinte minutos que ofreció a mujeres jóvenes- luego de ser presentada por nuestra primera dama, Juliana Awada- en el Centro Metropolitano de Diseño, en Barracas. Con tono cautivante, por momentos intimista, la esposa de Barak Obama narró su infancia en un pequeño departamento ("tan chiquito que si extendías los brazos podías tocar ambas paredes") en los suburbios de Chicago, en donde convivía con su pobre familia y meditaba, en silencio, las razones por las cuales la gente no le preguntaba como a su hermano "¿qué carrera querés estudiar?", sino "¿con qué tipo de hombre te vas a casar?".

Así relató que aunque sus padres no tenían estudios terciarios, ella "sabía" que podría llegar a cumplir ese sueño. Aún cuando los piropos que recibía en la calle eran la evidencia de que los hombres se burlaban de sus capacidades intelectuales cuando ella estudiaba. "Había gente que no creia que yo pudiera estudiar en la universidad", precisó, para contar -con orgullo- que eso no le impidió recibirse de abogada en Harvard. Y en otro momento de su "conversación" con las chicas señaló sin vueltas: "Estoy aquí frente a ustedes porque quiero que a ustedes les pase lo mismo. No importa qué obstáculos se presenten, tienen que estudiar. Estudien para hacer una diferencia en el mundo". Y añadió para delicia de quienes la seguían mirando de reojo su twitter: "Las mujeres afrontamos las mismas dificultades y tenemos que pelear por eso, para que nos remuneren igual por el mismo trabajo, así como ponerle fin a la violencia de género".

Asimismo, Michelle demostró haber estudiado bastante bien nuestra realidad. Habló de las marchas en Buenos Aires y las provincias relacionadas con el #NiUnaMenos, del hecho que la Argentina haya tenido una presidente y ahora una vicepresidente (tal vez desconoce que el país ya había tenido una titular del Poder Ejecutivo, Isabel Martínez), destacó con entusiasmo la labor de Margarita Barrientos y la de la gobernadora María Eugenia Vidal, de quien destacó que debió enfrentar discriminaciones por ser una mujer joven, inteligente y con conocimientos. La charla de la primera dama de Estados Unidos tuvo, como señalamos, una impresionante repercusión en las redes sociales. Salvo algunos "militontos" que posan de pogresistas, el apoyo en la web fue tremendo. Y las comparaciones con las tediosas cadenas nacionales de la ex presidente, hay que señalarlo, también fueron inevitables. Y en ellas ganó sin vueltas la sorprendente Michelle.

(Esta columna fue publicada en el diario La Razón y también podés leerla acá)

LA PRIMERA DAMA DE ESTADOS UNIDOS, LUEGO DE SU CHARLA, SE SACO FOTOS CON DECENAS DE CHICAS  ARGENTINAS.