25 de noviembre de 2015

Karina Beorlegui retorna con todo al Sèptimo Fado-Tango Club


Por Humberto Acciarressi

El próximo domingo a las 21, en el Club Atlético Fernández Fierro (Sánchez de Bustamante 764), Karina Beorlegui retorna de una gira por China (que hizo junto a la pianista y directora Polly Ferman) para convertirse, una vez más, en la anfitriona de la séptima temporada del ciclo Fado-Tango Club. En esta edición de cierre del 2015, además de los invitados sorpresa, estará presente el grupo Fadeiros, con sus canciones de Portugal, y naturalmente Karina y Federico Mizrahi recrearán su espectáculo “Postales”, con tangos y otras músicas latinoamericanas. Y en lo atinente a lo personal, Beorlegui también festeja el reciente reconocimiento de la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires, que la designó "Personalidad Destacada de la Cultura" hace unos días. Estos son motivos más que suficientes para charlar con ella, quien de arranque nomás nos dice:

"Estar haciendo el ciclo Fado-Tango Club desde hace siete años es casi increíble... quiero decir, nunca pensé que podríamos sostener año a año este lindo proyecto. Me llena de alegría. Creo que el ciclo es un aporte muy valioso al Tango y al Fado en este lado del mundo. Año a año fue teniendo diferentes artistas nacionales de ambos géneros, que le dieron identidad y talento. Eso es muy bueno para la cultura y también una satisfacción personal de sostener un proyecto que nació en un revelador viaje a Lisboa y como necesidad de tener un lugar de pertenencia donde homenajear y experimentar el tango y el fado. Ha tenido a lo largo de estos años el reconocimiento de colegas, cada vez más reconocidos que se han animado a los cruces de género y hemos tenido un importante reconocimiento de la comunidad portuguesa, por la difusión del Fado".

- En ese marco, la participaciòn de Fadeiros era inevitable-, señalamos.

- Fadeiros es un grupo que viene, como yo, desde hace una década, dedicándose a la música de Portugal. En mi caso comencé un poco antes, pero somos los pioneros en nuestra generación y en sostener la difusión del fado en Argentina y como un proyecto a largo plazo. Además son los que abrieron con nosotros (Los Primos Gabino y yo) este ciclo hace siete años. Por eso me pareció significativo que volvamos a compartir el escenario del CAFF junto a Fede Mizrahi y yo. Ellos, además, estarán festejando sus diez años como grupo y adelantando temas de su próxima cuarta placa.

- ¿Còmo valorás, o en todo caso, qué representa para vos haber sido nombrada Personalidad Destacada de la Cultura?

- Al principio, te confieso, no sentí que ameritara para tal distinción. Además, para mi gusto, ya se habían otorgado demasiadas. Pero después de leer las argumentaciones me senti feliz, porque realmente soy una gestora que busca difundir nuestra cultura y darle lugar a otros. Me siento honrada y a la vez comprometida a seguir con más responsabilidad. Agradezco al diputado Pablo Ferreyra y su equipo (a quienes, cabe aclarar, no conozco personalmente) en que me hayan postulado para tal distinción y a la Legislatura por aprobarlo.

- Este año viajaste mucho con la Glamour Tango de Polly Ferman ¿cómo hiciste compatibles tus proyectos personales con ser cantante invitada de esa compañía?

- Fue un aprendizaje hermoso y completo. Una de las cosas por las cuales siempre voy a estar agradecida a mi profesión y al tango, son los viajes. La posibilidad de conocer otras culturas y su gente. Aunque en general he viajado casi siempre por mis propios proyectos, este año fue diferente y muy lindo como se fueron dando los acontecimientos. Culminaba una etapa de varios años de cantante en el local Tango Porteño y conocer a Polly Ferman, ser parte de su proyecto, fue valiosísimo para mí. Porque me dejó explotar mi parte pícara de actriz. Además está formado por bailarinas y músicas (todo el elenco femenino) de altísimo nivel. Tuve la oportunidad de cantar (y la orquesta tocar) en forma acústica, sin amplificar, en una de las mejores salas de cámara del mundo: en el Teatro Nacional de Arte de Beijing, China. ¡Imaginate eso! Un gran desafío y una experiencia que me llevo para siempre. Así que sí, a veces se complica un poco hacer las dos cosas a la vez, pero tiene una gratificación y una retroalimentación muy grandes.

- ¿Qué proyectos tenés para el año que viene, que ya tenemos encima, sea en lo personal o en la continuidad del Fado Tango Club?

- ¡Demasiados! Pero siempre hay que tratar de concentrar un poco la energía. El Ciclo Fado-Tango Club continúa en 2016, con su octava temporada en el CAFF (ya es casi un compromiso). Además llega el Tercer Festival Porteño de Fado y Tango (las ediciones anteriores fueron en 2012 y 2014 con más de cincuenta artistas nacionales e internacionales y en más de 6 escenarios de la Ciudad). En este verano 2016 haré algo experimental de milonga y números en vivo, más clases en un lugar hermoso, en San Marcos Sierras, Córdoba, donde ya he organizado otras actividades culturales en el pasado. Espero que pasen los amigos que vayan de vacaciones o estén por la zona. Pero ahora mismo, todo mi foco y mi corazón están puestos en la despedida este domingo con Fadeiros y Federico Mizrahi. Una fiesta de tango, fado , canción portuguesa y.. ¡¡¡ muchas sorpresas!!

(Esta columna fue publicada en el diario La Razón y también podés leerla acá)