12 de octubre de 2015

El Baròn rampante y el bosque de Ombrosa

"Sobre los olivos empezaba el bosque. Los pinos debían de haber reinado un tiempo sobre la comarca, porque todavía se infiltraban en llanos y matorrales, por las pendientes hasta la playa, y lo mismo los alerces. Los robles eran más frecuentes y espesos de lo que hoy parece, porque fueron la primera y más preciada víctima del hacha. Más arriba los pinos cedían a los castaños, el bosque subía por la montaña, y no se le veían límites. Este era el universo de savia dentro del cual vivíamos nosotros, habitantes de Ombrosa, sin casi percibirlo"

Italo Calvino
(Fragmento de "El Barón rampante")