26 de noviembre de 2014

A la elefanta Sambo le llegó la jubilación

Sambo, la única elefanta que trabaja en la capital de Camboya, Phnom Penh, fue bendecida por monjes antes de oficializarse su retiro. Con 30 años transportando turistas, el animal, de 54 años, ha sido una atracción regular en el templo de Wat Phnom desde 1980. Desde 2012 dejó de trabajar debido a una infección en una pata y protestas de algunos, quienes señalaban que el paquidermo causaba congestión de tráfico.

En Camboya hay 78 elefantes domesticados y 400 salvajes, indican ambientalistas. Los elefantes asiáticos están clasificados como especie en rieso por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza. La elefanta dejará las congestionadas calles de la capital camboyana por un lugar de ecoturismo en una zona forestal protegida en el noreste del país. Pobre elefanta: ya era hora de descansar de vida tan ajetreada.