1 de agosto de 2014

Ridículos hubo siempre


Fotografía de un club de natación de Brighton, Inglaterra, del año 1863. La imagen prueba que ridículos hubo siempre.